Lo que Gobierno y Fiscalía no quieren que se sepa: 13 varones asesinados por mujeres en 2.016.

http://www.actuall.com/familia/lo-gobierno-fiscalia-no-quieren-se-sepa-13-varones-asesinados-mujeres-2016/

Según los dogmas de la Ideología de Género la violencia sólo tiene una víctima: la mujer, y un verdugo, el varón. Y si la realidad demuestra que también hay varones asesinados por mujeres, el Gobierno y la Fiscalía oculta el dato y asunto concluido.

En 2016 al menos 13 varones (adultos o menores) fueron asesinados por mujeres. Nadie habla de ello.
En 2016 al menos 13 varones (adultos o menores) fueron asesinados por mujeres. Nadie habla de ello.

“Los españoles tenemos claro de qué lado estamos. Del lado de las víctimas, de sus derechos y de su dignidad” ha escrito Mariano Rajoy en el Día Internacional de la Violencia de Género.

Los españoles desde luego que lo están, pero el Gobierno sólo está del lado de una parte de las víctimas: las mujeres. Porque no reconoce oficialmente a la otra parte: los hombres asesinados por mujeres.

Si el año pasado por estas fechas ignoró los 29 varones que perdieron la vida a manos de mujeres, en 2016 ignora los 13 que han corrido esa misma suerte. Menos que el año pasado, lo cual es positivo, pero para el Ministerio del Interior y la Fiscalía lo mismo da ocho que ochenta… no consta, no existen.

¿Por qué? ¿Es que no son tan víctimas como las mujeres?

La respuesta está en la ley de Violencia de Género (2004), impulsada por el Ministerio de Igualdad del Gobierno Zapatero, dirigido por Bibiana Aído.

El espíritu de la ley era hacer creer que la mujer es la gran víctima y el varón el gran culpable. Y que la violencia tiene género (de ahí el nombre explícito de la norma). ¿Qué pasa entonces si la realidad demuestra que ni la mujer es la gran víctima y el varón el gran culpable?…  se ocultan las cifras de varones asesinados y asunto concluido.

Eso es exactamente lo que ocurre en España. Tanto los Gobiernos de Zapatero como los de Rajoy ocultan los datos de violencia cuyo maltratador no sea un hombre y su víctima una mujer

Al ocultar las cifras de varones muertos, el mensaje que transmiten las estadísticas del Gobierno es que la violencia es exclusivamente machista

No ofrece datos sobre varones asesinados ni el Ministerio de Sanidad e Igualdad,  ni el de Interior, ni la Fiscalía… con lo cual no queda constancia oficial para la posteridad de que existe violencia feminista, con resultado de muerte. Y la percepción social que dejan esas estadísticas falseadas es que la violencia es exclusivamente machista.

Lo veremos con las cifras de este año 2016.

Han perdido la vida a manos de hombres 39 mujeres en lo que llevamos de año. Así consta en las estadísticas del Ministerio de Igualdad y Sanidad. Pero que a nadie no se le ocurra buscar la cifra de varones asesinados por mujeres en ese mismo Ministerio… porque perderá el tiempo.

¿Es que no ha habido ni un sólo muerto a manos de mujeres? Si nos regimos por las cifras del Gobierno no.

No tendremos otro remedio que acudir a los medios de comunicación para descubrir que sí los hay.

Desde enero han perdido la vida a manos de mujeres 13  hombres, el último de ellos fue hallado carbonizado en septiembre en Sevilla, víctima de un supuesto ajuste de cuentas.

Según la Policía, la mujer le ató de pies y manos, le torturó con tijeras (…) y unos alicates, ocultó el cadáver en un local y le prendió fuego para eliminar pruebas

Los detalles del crimen son espeluznantes. Según la Policía, la mujer le ató de pies y manos,  le torturó con tijeras, una cizalla, un martillo, un cuchillo jamonero y unos alicates, y ocultó el cadáver en un local, hasta que decidió prender fuego al recinto para eliminar las pruebas.

Pero historias como éstas no existen para el Gobierno ni para la Fiscalía General del Estado. Es como si jamás se hubieran producido.

La violencia del varón contra la mujer es especialmente execrable, una lacra con la que es preciso acabar. Estamos todos de acuerdo. Pero –aunque la cifra sea menor- no menos injusta es la violencia contra el varón… y lo más injusto de todo es que las autoridades traten de ocultarla.

Mariano Rajoy
Mariano Rajoy en su escaño del Congreso, durante el debate de investidura. (Fotografía: Juan Carlos Hidalgo / EFE)

¿No se ha enterado ni el Gobierno, presidido por Mariano Rajoy, ni el ministro de Sanidad, Alfonso Alonso durante los primeros nueve meses de este año, ni tampoco la Fiscalía de la suerte corrida por esos varones?

Estos doce varones más el hombre carbonizado en Sevilla suman 13 asesinados. El problema es que ninguno de esos asesinatos tienen consideración de violencia de género y por lo tanto no constan.

Sumando bebes, niñas y mujeres a manos de otras mujeres, totalizan 30 muertes conocidas en prensa en lo que va de año. Y a esto habría que sumar otros 28 intentos de asesinatos y homicidios frustrados por mujeres.

Pero todo ello parece zona de sombra para las autoridades.

Violencia de género es sólo “aquella que se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo” –según la Ley de Aído y Zapatero, que sigue aplicando Rajoy-.

A nadie debería extrañarle. Porque según la Ley Orgánica de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, violencia de género es sólo “aquella que se dirige sobre las mujeres por el hecho mismo de serlo, por ser consideradas, por sus agresores, carentes de los derechos mínimos de libertad, respeto y capacidad de decisión”.

No se concibe la otra violencia, la violencia de la mujer hacia el hombre, y no hablamos sólo de la psicológica, que también, sino de la física: la prueba es la casi treintena de asesinatos de 2015; o los 13 que se han producido en los primeros diez meses de 2016.

No quiere esto decir que no exista violencia machista, y que la cifra de mujeres asesinada supere a la de hombres. En lo que llevamos de año 39, claramente superior a la de varones. Y es una triste e injusta realidad.

Lo que quiere decir es que -aunque menor en número- también hay una cifra apreciable de varones asesinados, pero las autoridades están empeñadas en ocultarla.

Igual que ocultan la cifra de niños asesinados. Desde 2009 no se da la cifra de infantes muertos en el ámbito de la familia o se dan únicamente de niños muertos por asesinato múltiple, es decir sólo los casos en los que también muere la madre (otra vez el género).

Los anuarios estadísticos del Ministerio del Interior no ofrecen datos de menores muertos, solo cifras de mayores de edad.

Según Genmad (Justicia y Violencia de Género) una media de 20 niños y niñas son asesinados al año por sus padres

La única forma de recabar datos sobre niños y ancianos asesinados por mujeres es recurrir a la prensa, ante la opacidad que sobre este asunto guarda el Ministerio del Interior y de la Fiscalía.

Según Genmad, asociación de Justicia y Violencia de Género, una media de 20 niños y niñas son asesinados al año por sus padres.

Pero tampoco ellos entran en la consideración de violencia de género y por lo tanto no existen como víctimas. Según la ideología de género, imperante en la agenda política -gobierne el PP o el PSOE- la violencia sólo tiene una víctima: la mujer, y un verdugo, el varón.

Carta XVIII de M.A.G. desde prisión (17/04/2011)

 

¿ZP defiende los derechos humanos de los libios?

ESCRITO EL 24 DE MARZO DESDE LA PRISIÓN DE JAÉN. “Salam aleikum”. Como demócrata y “anti-dictaduras” que me considero, y a pesar de que ninguna intervención militar me resulta plato de buen gusto, a mí me parece estupendo que un Estado como el español contribuya con su participación para derrocar al tirano libio que vulnera los derechos humanos de su pueblo resistiéndose a abandonar el poder. Pero me duele que como excusa para justificar esta, que es una invasión en toda regla, se esté utilizando la “defensa de los derechos humanos de los libios”, más que nada porque yo estoy viendo pisoteados los míos (y los de mi familia) por este mismo Estado español. ¿Es que para este Gobierno del PP-SOE, es necesario garantizar los derechos humanos libios, y los míos no? ¿Tendré que seguir aprendiendo árabe con alguno de los amigos marroquíes que tengo en prisión para que este Gobierno defienda mis derechos humanos? ¿Para garantizar los derechos humanos libios se mandan medio millar de militares (a que se jueguen la vida), un avión cisterna, cuatro aviones de combate que no van cargados de gominotas precisamente, una fragata, un submarino y un avión de vigilancia marítimo, mientras a mí se me mantiene secuestrado sin hacer algo tan sencillo como anular o indultar una sentencia injusta que ha provocado un escándalo sin parangón en la historia del Derecho español? (Para corroborarlo búsquese en Google mi nombre o el de mi madre). Esa excusa de “garantizar los derechos humanos del pueblo libio” apesta y es tan lamentable como falsa. Lo único que ocurre es que al dictador de Arabia Saudí no se le ocurrió amenazar con cerrar el grifo de petróleo y, por tanto, nadie se ofreció a cooperar con esa población que, al igual que la Libia, anhelaba derrocarlo. En cambio, cuando Gadafi ha amenazado con cerrar el grifo, USA como caballero de las libertades y, según Pérez-Reverte, “referencia ideal de lo socialmente correcto para nuestra babeante Europa”, con los fieles escuderos España (PSOE propone, PP acepta) y Francia, se han apuntado los primeros a una nueva invasión que les garantice tomar el control sobre las torres petrolíferas. Y todo eso después de que Aznar regalara un caballo a Gadafi, Gallardón le diese las llaves de oro de Madrid tras instalarse una jaima en El Pardo, y Zapatero lo definiese como un amigo aliado sólo por pertenecer, como él, a la Internacional Socialista. Y dice el Ministro José Blanco, el pasado 20 de marzo, que se siente orgullos de la participación de España en la defensa de los derechos humanos. Si es cierto ese orgullo, que no lo dudo, supongo que de igual forma sentirá sonrojo, bochorno, y rubor de que en los juzgados de España haya tantísimos casos de violación de derechos humanos. ¿Es que acaso toda Europa va a esta guerra “por la defensa de las libertades y los derechos humanos”? En absoluto. Alemania no va. Resulta paradójico que en España haya un presidente que ganó las elecciones después de meses declarándose pacifista y diciendo “No a la guerra” entre obsesivas soflamas feministas. Así que desconozco cómo se lo tomarán los defensores de la alianza de civilizaciones. Por cierto, que tampoco sé cómo se tomarán los votantes de aquellas elecciones (2003 y 2007) que ahora prestemos nuestro apoyo logístico a bombas y misiles que no distinguen entre ejército libio (los malos) o población civil libia (los buenos). “Shokram, esvarger”, (gracias, buenos días).

 

Miguel Ángel García Moreno

 

Carta XVII de M.A.G. desde prisión(30/03/2011)

 

LA SEMANA SANTA 2010 DE MI ANDALUCÍA, A TRAVES DE TELEVISIÓN.

Debido al secuestro al que el Gobierno de España me sometió, a las órdenes de una señorita que no soportó que yo la dejase por otra, no tuve más remedio que sintonizar la televisión andaluza para contemplar esta tradición que traspasa las fronteras de la religión y en la que participo desde que tengo uso de razón.

 

Domingo de Ramos por la tarde.

 

Málaga. Desde el Santuario de la Victoria, la Hermandad de la Humildad, fundada en 1964, emprendió su camino arropada por cientos de fieles. Cristo y María mostraban luto por la madre del Hermano Mayor. Con la marcha de la Merced como fondo, avanzando al paso que le daban sus 145 hombres de trono con túnica blanca, la imagen dolorosa de la Virgen de la Merced brillaba con luz propia junto a San Juan Evangelista.

 

Úbeda. El Santo Borriquillo descendía, con su mecanismo de tracción mecánica, la pendiente de salida. Descubrí la emocionante expresión de incertidumbre, sufrimiento y dolor de Mª Stma. del Amor. Madre con manto verde e indumentaria hebrea siempre dispuesta a seguir a su Hijo en los buenos y en los malos momentos, precedida de su cuerpo de penitentes con palmas desde la Iglesia de la Trinidad. Sonaba la marcha dedicada Virgen del Amor.

 

Córdoba. Estampa destacada la de la Hermandad de las Penas de San Diego, una Virgen con San Juan que acompaña a Jesús muerto en la cruz. Santa Marta y Sagrada Cena de León era la banda que anunciaba el paso de esta Cofradía fundada en 1955.

 

Sevilla. Casi a las 18:30 y sobre uno de los pasos más pesados de la Semana Santa hispalense, Jesús anunció en Campana, ante sus discípulos, que sería traicionado por uno de ellos. El pan de Alcalá de Guadaira(Alcalá de los Panaderos) y la Banda de Cigarreras recorrieron las calles entre balcones a rebosar y espectadores poniéndose en pie para observar el trabajo sacrificado de los costaleros. Judas, patrón de los traidores y traidoras del mundo, giraba la cara avergonzado, y huía para no cruzar la mirada con la del Maestro.

 

Cádiz. Túnicas y capas blancas para los devotos de Jesús de la Paz transitaban por pleno centro, donde las hermandades entran a la Catedral y salen por un lateral de la misma. La brisa marina y la marcha Señor de San Román interpretada a 150 metros de la playa, refrescaban el paso esta Hermandad de la Borriquita. Caperuces rojos de raso que sus cofrades intentan sustituir por terciopelo y, de estreno, 6 cartelas. Arropaban a Mª Stma. del Amparo, que siempre deleita al pueblo con su semblante celestial, Juan, Pedro y Santiago, discípulos de su Hijo.

 

Almería. La Cena instauró la emocionada eucaristía rodeada de los fieles que la esperaban con cariño entre sones de cornetas y tambores. Júbilo mezclado con emoción.

 

Córdoba. Caperuces negros, túnicas rojas y capas negras en el tramo final de la calle Claudio Marcelo. La Virgen de la Concepción, perteneciente a la Cofradía de las Penas de Santiago, se aproximaba a la abarrotada Plaza de las Tendillas.

 

Osuna. Cinco pequeños portadores guiaban mediante un volante el paso del Dulce Nombre de Jesús, perteneciente a la Hermandad de la Borriquita. La esencia de Mª Stma. del Amor, rodeada de lirios y claveles, era portada a hombros (estilo inusual en el área de influencia de Sevilla) recibiendo una sublime petalada cuya banda sonora corrió a cargo de la Banda Municipal.

 

Granada. Jesús inaugura la Semana Santa en la ciudad de la Alhambra, a lomos de una Borriquilla y estrenando pan de oro en los candelabros.

 

Sevilla. Acto seguido, atribuida a Juan de Astorga, la Virgen del Subterráneo floreció con su rosa de pasión en la mano derecha y el acompañamiento musical de la banda del Dulce Nombre de Marchena.

 

Huelva. A pocos metros de la Iglesia de la Concepción, Borriquita de clavel rojo, olor a incienso, túnicas blancas, caperuces rojos y marcha Purísima.

 

Sevilla. María Magdalena en olor de multitudes, cuatro hachones y 1200 nazarenos para La Hiniesta, talla de Castillo Lastrucci.

 

Málaga. Stmo. Xto. De la Esperanza, de Luis Álvarez Duarte, único crucificado del Domingo de Ramos malagueño, avanza, casi sin órdenes del mayordomo a los morados hombres de trono con rostro cubierto.

 

Cádiz. Cerca de las 19:30, monte de clavel rojo, dorados faroles de guardabrisas en la puerta de la Catedral y crespones negros en recuerdo de una cofrade del Cristo de la Humildad y Penitencia y Ntra. Sra. De la Amargura.

 

 

Lunes Santo por la tarde.

 

Granada. A pesar de las nubes, la Virgen de los Dolores, con sus manos juntas en el pecho, sobre su faldón color salmón, salió a pasear por la Carrera del Darro para que su pueblo disfrutase de su clarísima policromía entre el perfume primaveral de la fortaleza nazarí y el templo de San Pedro y San Pablo.

 

Málaga. Jesús amarrado a la columna, de Palma Burgos, paseó ante la Tribuna de los Pobres portado por 150 hombres de trono que lo llevaban en volandas.

 

Granada. Una revirá del Cristo del Trabajo, con su cruz a cuestas en la calle San Matías, conmovió al Barrio del Zaidín.

 

Sevilla. Una saeta y muchos aplausos recibieron a la Hermandad de las Aguas. Después, a pesar de que el ambiente olía a agua, la Virgen del Rocío de la Hermandad de la Redención entró en La Campana acompañada por la Banda de las Nieves.

 

 

Martes Santo por tarde.

 

Granada. Un toque de corneta precedía a Ntro. Padre Jesús del Gran Poder, de la Cofradía de la Esperanza, fundada por el gremio de corredores de bolsa.

 

Cádiz. El paso de la Piedad avanzaba hacia la Catedral, sobre adoquines y sonido de paso horquilla. ¡Vámonoh de frente con er Señoh!

 

Sevilla. Jesús de la Salud y del Buen Viaje, de la Cofradía de San Esteban, derramaba lágrimas ante la mofa de dos sayones que, rodeados de un color azul característico, le colocaban la corona de espinas.

 

Carmona. De la Iglesia de San Blas, del Barrio de la Judería, salió el Cristo de la Expiración, entre el repicar de las campanas. Difícil maniobra que implica bajar la cruz y retirar los respiraderos laterales.

 

Jaén. María Magdalena, postrada ante el Crucificado de la Clemencia, recorría su Barrio de la Magdalena. Entre rojos caperuces y blancas capas, se dedicaba una levantá a la personas que luchan contra el cáncer.

 

Arcos de la Frontera. El pequeño trono de San Antonio bajó las escaleras de la parroquia de San Francisco a hombros de 12 horquilleras, como lo hacía 18 años antes. Acto seguido el Cristo de la Columna repitió aquella maniobra, aliviado por la Banda Municipal de Paterna de Rivera y vejado por la guardia romana. Le precedían los armaos y le seguía el paso de la Virgen de la Paz, cuyos costaleros salieron del templo de rodillas.

 

Huelva. Por la Plaza de la Merced caminaban el Señor de la Lanzada y la Virgen del Patrocinio, que este año salían por primera vez de su casa de Hermandad. Los costaleros del misterio procesionaban desde hacía 25 años.

 

Cádiz. Jesús Caído, Cofradía universitaria muy querida por los estudiantes, se aproximaba a la Catedral en el 50 aniversario de su estación de penitencia.

 

Córdoba. Ante la Iglesia de San Miguel, con una plaza a rebosar de gente, Pilatos se dirigió al pueblo para que eligiese entre Jesús y Barrabás. Era la Hermandad de la Sangre.

 

Roquetas. Los gastadores de la legión custodiaron al Cristo de la Buena Muerte con reiterados cambios de guardia.

 

Málaga. Otro Crucificado irrumpía majestuosamente en la Alameda atrapando las miradas de intensa tristeza de los devotos congregados a su alrededor. Se trataba del Cristo de la Agonía, de la Hermandad de las Penas, tallado en 1922 por Francisco Buiza.

 

Sevilla. El Cristo de la Buena Muerte, de la Hermandad de los Estudiantes (fundada por unos profesores) llegó solemnemente a Campana, con sus característicos cuatro hachones, monte de lirios y riguroso color negro. Respetuoso silencio al que se sumaban los más de 100 monaguillos que caminaban ante el paso. En 1973 se convirtió en la primera Cofradía sacada costaleros en la ciudad.

 

Málaga. Mecida suave y túnica bordada para Jesús de la Sentencia que se encontraba en calle Frailes (a espaldas del Teatro Cervantes) acompañado por la Banda Cruz del Humilladero.

 

 

Miércoles Santo por la tarde.

 

Almería. En la salida del Prendimiento, una saeta gloriosa para Jesús, ataviado con túnico morado y escapulario trinitario.

 

Fuensanta de Martos. Ante miles de personas esparcidas en un paraje único, 90 actores voluntarios escenificaron el último día de la vida de Jesús.

 

Cádiz. Bañado por el sol, el esplendoroso paso barroco de La Hermandad de las Cigarreras, decorado con rosas rojas, se acercó hacia la Catedral a los sones de la marcha Alma de Dios, interpretada por la Banda de la Cena. Veinte años antes una hermana donó el pelo natural para Jesús de la Pasión, a quien se le atribuyen milagros  que procesiona acompañado de dos romanos y un burlón.

 

Palos de la Frontera. Una pequeña gran saetera hizo las delicias de pequeños y mayores en la procesión infantil que hace años comenzó como un juego y actualmente es cita ineludible para los cofrades de la localidad.

 

Morón de la Frontera. Un anciano entonó una sentidísima saeta para recibir a la Virgen de Loreto.

 

Sevilla. Túnicas similares a los hábitos franciscanos para los nazarenos que escoltaban a Ntra. Sra. de la Palma (la Virgen del Buen Fin) que este año estrenaba una saya elaborada por una hermana. Entre la obra social de esta Cofradía destaca la gestión de un centro de estimulación precoz.

 

Córdoba. Regresando a su sede canónica, por los Jardines de la Merced (el pulmón verde de la ciudad) caminaba Jesús de la Humildad y Paciencia, talla esculpida por las manos de Cerrillo para la Cofradía de Capuchinos. El Señor esperaba el momento de su crucifixión mientras un centurión romano ordenaba que se alzase la cruz. Los 50 costaleros y la Agrupación Musical Santo Tomás detuvieron el paso para la interpretación de una saeta, retomando después su camino de vuelta.

 

Sevilla. La Hermandad del Baratillo se disponía a concluir su estación de penitencia. Con tu Hijo en los brazos, y yo llorando de rabia de no poderte ayudar, siendo tú Madre del Arenal. En la calle Adriano, próxima a la Plaza de Toros de la Maestranza, cerca del Guadalquivir, se retiraron los zancos para la última chicotá del paso del Cristo de la Misericordia y Virgen de La Piedad, con su rostro de Madre afligida y su hermosísima diadema habitual en las Vírgenes sobre paso de misterio. Acto seguido, y con el Guadalquivir como testigo, la Banda de Cornetas y Tambores Nuestra Señora del Sol detiene la marcha para que el Barrio del Arenal sea testigo de la última saeta a pie de calle hasta el año que viene. La Banda del Carmen de Salteras puso el unto y final precedida por la tez morena y los labios circulares de la Virgen de la Caridad, en cuyo llamador dos angelitos sostenían un capote. Su candelería casi agotada iluminaba las 7 lágrimas de esta Madre que recibía el fresquito del río entre las transparencias y se ahogaba en llanto escuchando la marcha Rocío. Rosa de plata en su mano izquierda y Encarnación Coronada entonada desde la trabajaderas.

 

Málaga. Se soltaron palomas al pasar los ojos verdes de la Virgen de la Paloma (de Luís Álvarez Duarte) por la Alameda Principal. Un trono de gigantescas dimensiones paseado por más de 200 hombres de trono.

 

Almería. Jesús Cautivo, rodeado de fieles, se dirigía cerca de Judas, dos romanos y un sayón hacia la plaza de la Catedral mientras la A. M. La Pasión de Linares interpretaba la marcha Jesús del Prendimiento.

 

Málaga. Cristo de la Sangre de Palma Burgos, crucificado de cuyo costado manaba sangre en presencia de un romano a caballo. Cofradía con más de cinco siglos de antigüedad con un típico, en cuanto volumen, trono malagueño paseado por más de 250 hombres de trono.

 

Córdoba. Se escuchaba la marcha Rocío cuando Ntra. Sra. de la Paz y Esperanza (obra de Juan Martínez Cerrillo en 1939) brillaba en los Jardines de Colón gracias su corona en plata y al color blanco predominante de su palio con 14 varales en lugar de 12 como es habitual.

 

Jerez. En la calle Tornerías, Jesús tenía sus manos atadas a la espalda ante un olivo de grande dimensiones. Gracias a la Hermandad del Prendimiento, en el Barrio de Santiago se apreciaba el sabor más genuino de la Semana Santa.

 

Granada. Veteranos costaleros paseaban con mimo a Mª Stma. del Rosario, que volvía a Santo Domingo, en el Barrio del Realejo.

 

 

Jueves Santo por la tarde.

 

Sanlúcar de Barrameda. Saeta desgarrada para el Cautivo con su túnico morado y su escapulario trinitario dorado.

 

Sevilla. A las 18:30 pasaba por Campana la Hermandad de la Exaltación. Dos sayones tiraban de sogas para elevar la cruz mientras otros dos fijaban la base al suelo. Mirada al cielo de un Cristo de 1687 y costaleros que cargaban este barco con elegancia.

 

Granada. Salida milimétrica guiada por las instrucciones del capataz. Costaleros avanzando de rodillas. A gatas posteriormente. ¡Y salió el Sol de la Estrella! Ntra. Sra. de la Estrella.

 

Aracena. Cielo azul y sol de justicia para una cruz con sudario. La Vera Cruz que sale del castillo. Fervor por el Mayor Dolor y sayones azotando al Cristo de la Sangre. Estampa sin igual de claveles rojos a 760 metros de altitud.

 

Málaga. Túnicas rojas y cíngulo dorado para los más de 200 hombres de trono de la Cofradía de la Sagrada Cena (vinculada a RENFE) con sus características e imponentes cabezas de varal de trono. Cerraría el desfile María Santísima de la Paz.

 

Huercal-Overa. A la presentación de bandas acudía la Banda de Cornetas y Tambores de Ntra. Sra. de las Angustias, de Porcuna.

 

Puente Genil. Los rostrillos escoltaban a Jesús amarrao a la columna, de tez morena, que marchaba bajo su templete rococó del siglo XVIII.

 

Sevilla. Mª Stma. de la Victoria, talla anónima de la Hermandad de las Cigarreras, se aproximaba a Campana bajo su palio de cajón.

 

Málaga. Agarrando un rosario en su mano izquierda, mostrando su tez pálida, la Virgen de la Soledad y Traspaso apareció rodeada de camelias blancas. Cofradía de Viñeros con la Banda Municipal de Torredonjimeno.

 

Úbeda. Una banda de romanos precedía al paso dorado a ruedas del Ecce Homo, el Cristo de la Humildad.

 

Málaga. Plaza de Fray Alonso de Santo Tomás a las 19:50. Austera cruz de guía que anunciaba a la Congregación de Mena, eje de devociones. Coronado de espinas, crucificado, y precedido por una talla completa de María Magdalena, el Señor de la Buena Muerte avanzaba sobre un trono piramidal de estilo barroco, con 8 varales de trono, 2500 kgs de peso y 260 hombres. Ambos, Cristo y trono, obra de Palma Burgos. Dos toques de aldaba para agacharse y uno para levantar. Seguidamente palio ochavado para Ntra. Sra. de la Soledad, con sus manos cruzadas entrelazando un rosario, pañoleta blanca por encima del manto, rosas blancas y dolor de una Madre que acaba de perder a su Hijo. Esta peculiar imagen de la Virgen niña no lucía corona, sino halo dorado, su pelo era tallado y la candelería no tenía pasillo central sino que se extendía a todo lo ancho del trono, portado por 280 hombres y acompañado musicalmente por la Expiración.

 

 

Viernes Santo por la mañana.

 

Sevilla. Cuando cientos de elegantes nazarenos ya habían pasado bajo el Arco de la Resolana, sonó el llamador del misterio la Sentencia, conjunto escultórico obra de Castillo Lastrucci. Claudia Prócula rogaba a su esposo, un Pilatos impasible, que se apiadase de Jesús. Un esclavo negro sostenía la palangana donde Pilatos se lavó las manos. Tres soldado romanos y dos judíos, uno de ellos leyendo la sentencia “Yo soy inocente de esta sangre, vosotros veréis” vigilaban el cumplimiento la ley. En total, ocho figuras rodean a Jesús desde la Basílica de la Macarena. Cinco mariquillas de color verde esmeralda llenaban de gracia y salero andaluz el pecho de Nuestra Señora de la Esperanza Macarena que, dispuesta a quedar en manos de su pueblo que la esperaba hacía varias horas, disparaba el ritmo cardiaco de sus miles y miles de fieles dirigiéndoles una última mirada de Esperanza. La Basílica, vacía desde hacía catorce horas, recuperaba su mayor tesoro con el acompañamiento musical de la Banda del Carmen de Salteras. Impresionante el rachear de los costaleros durante el giro completo a los sones de la marcha Esperanza Macarena.

 

Málaga. El verde oscuro de las hojas en los árboles contrastaba con el dorado del trono sobre el que desfilaba ese rostro tan humano tallado por Benlliure para la Archicofradía de la Esperanza. Se trataba del Nazareno del Paso, que parecía caminar gracias a la labor de sus morados hombres de trono cuyo caminar era magnificado por el sonido de la marcha Mater Mea. Seguidamente, un río verde tomaba la Alameda Principal para preceder al trono de la Esperanza del Perchel, de un color especial gracias a sus tulipas color caramelo. Sus 260 hombres de trono le conferían un andar majestuoso.

 

Sevilla. Música de capilla para ensalzar a la Hermandad del Silencio, que pasaba por Campana. Un bizantino palio de plata cubría a la Virgen de la Concepción y a San Juan Evangelista.

 

Málaga. El Cristo de los Milagros, crucificado de Palma Burgos para la Cofradía de Zamarrilla, sembró de fervor las calles de la ciudad. Caminaba tras su Hijo la Virgen del Barrio de la Trinidad, con dolor contenido en su rostro de niña, una rosa clavada en su pecho y sobre un trono de palio de Manuel de los ríos donde todo era rojo y plata.

 

 

Viernes Santo por la tarde.

 

Antequera. Desde la Iglesia de Santa María de Jesús, los horquilleros, que reciben el nombre de “hermanacos”, portaban el paso alegórico de la Cruz de Jerusalén y el paso de palio de la Virgen del Socorro.

 

Jaén. San Juan Evangelista era portado con entrega por chicos de entre 14 y 18 años.

 

Málaga. Fagot, oboe, flauta y clarinete como único acompañamiento musical. El Stmo. Xto. De la Redención, obra de Juan Manuel Miñarro, fue el primero de la tarde en irrumpir majestuosamente en la Alameda. Crucificado pálido sobre monte de lirios y flanqueado por cuatro hachones. Detrás, su Madre de los Dolores, también con capilla musical, manto oscuro procedente de Lyon, y hombres de trono con túnica negra.

 

 

Al día siguiente.

 

Locutorios de la Prisión de Jaén. Pero para mí, el Viernes Santo 2010 no finalizaba hasta que me visitasen mis padres y me narrasen cómo habían visto mi Hermandad de la Expiración y Esperanza por las calles de Linares. Enorme la satisfacción que me produjo cuando, a través del cristal, me contaron su sorpresa en la calle Marqués, donde se realiza la Ceremonia de la Expiración. Dos directivos, uno de ellos el mayordomo del trono de Cristo, se acercaron a mis padres, que contemplaban la procesión desde la acera como dos espectadores más, para pedirles que me recordasen que yo procesionaba con ellos aquel Viernes Santo, y para entregarle a mi madre un ramillete de flores extraído del trono de Jesús Crucificado que otros años caminó sobre mi hombro.

 

Miguel Ángel García Moreno, secuestrado por segunda Cuaresma consecutiva.

 

Carta dirigida a Angela Cerrillo Vallador

 

 

ANGELA CERRILLO VALLADOR

MUJERES JURISTAS THEMIS

c/. Almagro 28 – 28010 MADRID

Linares 10 de Octubre de 2010

Señora Cerrillo:

El pasado 1 de septiembre le envié por correo certificado una recopilación en forma de dossier con un gran número de denuncias falsas por violencia de género que he ido recopilando de la prensa. Lo he hecho con el único propósito de demostrarle que los ciudanos y ciudadanas tenemos el suficiente acceso a la información como para saber perfectamente que desde asociaciones como la suya divulgan mentira tras mentira cada vez que a través de prensa escrita, radio o televisión, quieren inducirnos la premisa de que todos los hombres son unos monstruos sin credibilidad que han venido al mundo exclusivamente a maltratarnos a las mujeres.

Está quedando patente la posición de asociaciones como la suya, que utilizando la excusa de la igualdad en realidad está intentando únicamente conservar el status que han conseguido basado en las subvenciones millonarias que supuestamente invierten en la protección de la mujer pero que en realidad aplican en la promoción de la venganza y de la denuncia falsa, sin importales en absoluto el daño que hacen a familias enteras (mujeres incluidas) cuando un inocente acaba en prisión.

Creo que no hace falta recordarles que para que ustedes fueran engendradas fue imprescindible la intervención de un varón ¿Acaso están ustedes traumatizadas porque resultó ser un mal esposo o un mal padre? Porque de otra forma no se entiende el odio que sienten por lo masculino. Yo, por fortuna, solo tengo palabras de elogio hacia mi padre, hacia mi esposo, hacia mi hijo, y hacia todos los varones de mi familia. Quizás eso explique nuestra diferencia de posiciones. Lo más preocupante es que ustedes hacen todo lo posible por perpetuar el negocio inculcando ese odio misándrico al resto de la población a través de un profundo lavado de cerebro mediático, casi obligándonos al resto de mujeres a pensar de la misma forma y a creer que los hombres son unos seres de naturalesa violenta que nos han sometido durante milenios. Y ya va siendo hora de darle la vuelta a esa situación patriarcal ¿No es verdad? Son ustedes mujeres devoradas por ese ansia de llenar sus bolsillos promoviendo vengar las humillaciones supuestamente sufridas por sus abuelas, bisabuelas y tatarabuelas, sin importarles que hombres inocentes y honestos estén masificando las cárceles.

Espero que algún día la historia haga justicia y tengan que rendir cuentas por este genocidio masculino que están promoviendo, y deseo que sea un día no muy lejano que yo pueda presenciar, para que al igual que ustedes están fomentando una persecución penitenciaria (una auténtica inquisición en pleno siglo XXI) por lo que hicieron sus ancestros, yo como madre de este INOCENTE EN PRISIÓN(http://justiciaparamag.jimdo.com ) pueda verlas abrasándose en su propia hoguera.

Firmado: Nieves Moreno Gallardo

 

CARTA XVI DE M.A.G. DESDE PRISIÓN(05/03/2011)

 

VISITA A SAFA DE ÚBEDA.

A las 9 de la mañana de aquel sábado 12 de febrero escuchamos “¡Salida a Úbeda!”, a través de megafonía. Antonio, Juan, Kléber, Sergio, Javi y yo estábamos siendo requeridos en la puerta del módulo 3. De camino a la calle, se nos incorporaron 4 compañeros del módulo 7 y, tras huellar en el departamento de identificación, nos encontrábamos a cielo abierto, junto al autobús que, como si fuéramos un equipo profesional de fútbol, nos transportaría hasta las instalaciones de la SAFA de Úbeda para disputar un encuentro contra un combinado de ¿alumnos? ¿profesores? No teníamos ni idea. Sólo sabíamos que el evento estaba programado por la Pastoral Penitenciaria y que nos acompañarían tres amables sres. funcionarios. Aunque se echó de menos a la entrañable doña Luisa, en el exterior nos recibieron el sacerdote don José Luís, el voluntario don José Luís y la voluntaria Bea, quienes se encargaron de tomarnos las primeras fotos de equipo delante del bus. Menuda sensación supone tener el cielo sobre la cabeza sin estar en el patio del módulo. Cuando pasamos por Mancha Real, sentí cierta nostalgia por mi pasada actividad profesional al volver a ver fugazmente las naves industriales de algunos que, hace años, fueron mis clientes durante mi etapa como gestor de cuentas de Amena, incluido el bar donde, en algunas ocasiones,  cerraba  tratos   y  contratos.

Nuestra primera parada tuvo lugar en Baeza, concretamente en la explanada donde se instala una coqueta feria de agosto en honor a la Virgen del Alcázar que en ocasiones también visité durante mi libertad. Justo enfrente, fuimos generosamente invitados a desayunar unos churros (porras), algo que en prisión catamos sólo un par de veces al año. Tras unas fotos con la señora gerente del establecimiento, reemprendimos nuestro viaje.

         Nueva tanda de recuerdos al llegar sobre las 11 a Úbeda: La ITV que precede a una feria de San Miguel que en 2007 visité con Anchoa, Cristian, Garri y Tótem, y el propio edificio de la SAFA que conocí hace más de diez años al acudir con mis amigos Jesús Tallada y Carlos Chamorro a la representación teatral “Maranatha” acerca de la pasión de Jesús de Nazareth.

           “¡Son mis padres!”, le comenté a Javi, que caminaba a mi lado al bajar del autobús. La verdad es que el día anterior se cortó mi 3ª y última llamada mientras les estaba informando telefónicamente del viaje. Enorme la sorpresa que mi madre y mi padre me habían preparado. A pesar de su edad, siguen y seguirán siendo mis mayores incondicionales, sin desmerecer a quienes han seguido mis sesiones techno y electrohouse, ni a quienes siguen mi evolución personal/penitenciaria a través de estehttp://justiciaparamag.jimdo.com. Les di un beso y me comentaron que habían ido solamente a presenciar como espectadores el partido de fútbol. Para saber si esto suponía algún inconveniente, inmediatamente me dirigí a los sres. funcionarios. Haciendo gala de su humanidad, tanto ellos, como los organizadores de la Pastoral nos sugirieron que, ya que habían hecho el viaje, también se quedaran para la posterior convivencia. Resuelta mi incertidumbre, regresé con resto de mis compañeros, siendo recibidos por un grupo de unos cinco chicos y unas diez chicas. Divisé el primer destello de luz  en  la sincera  y  amplia

sonrisa que nos dedicaban en la distancia corta, mientras nos iban indicando su nombre, una a una y uno a uno. Tras acceder al interior, hicimos un corro en el que nos mezclamos visitantes con anfitriones para hacer nuestra breve presentación en público. Tras este preámbulo nos encaminamos hacia la pista polideportiva, corto trayecto en el que nos informaron de que el partido sería en formato fútbol sala y que ellos serían nuestros contrincantes. Me resultaba increíble la natural hospitalidad con que todos y todas, tan jóvenes, nos atendían, nos hablaban y nos acompañaban hombro con hombro por las instalaciones. Como si nos conocieran de toda la vida.

 

UN IGUALADO Y LARGO PARTIDO DE FÚTBOL.

 

           El partido (que duró casi dos horas) resultó igualadísimo al principio aunque, más o menos en el ecuador, y no sin un enorme esfuerzo, nos colocamos con un marcador favorable de 1 a 3. La única nota negativa tuvo lugar al principio, cuando el marcador aún reflejaba el empate inicial. En un valiente mano a mano contra nuestro portero Antonio, un chico de SAFA cayó de mala manera provocándose una ligera luxación en el hombro de la que desde aquí le deseo una pronta recuperación. Aquel pequeño percance no le impidió, afortunadamente, continuar brindándonos su atenta compañía durante toda la tarde. Como el equipo de SAFA andaba justito de banquillo, terminaron animándose a jugar las chicas, que intervinieron de forma más que destacada, obsequiándonos por momentos con numerosos y meritorios gestos técnicos como meritorios despejes de cabeza, remates a puerta y paradas de sus porteras. Entonces mezclamos los equipos y así dejamos de jugar “contra” ellos/as para jugar “con” ellos/as, simplemente por diversión, pasando el resultado a ser lo de menos. En lo personal, a pesar de que (como bien sabe quien me conoce desde siempre) mi demarcación natural siempre ha sido la de portero, en esta ocasión mi juego se desplegó en las inmediaciones del área rival durante la segunda mitad de cada periodo, logrando dos goles tras haber fallado cuatro o cinco clarísimos mano a mano. Aunque el auténtico mérito correspondió a una chica morena que llevaba al cuello un fino pañuelo pues, vistiendo un pantalón vaquero blanco y calzando unas botas altas de punta fina, también logró dos tantos, lo que merecidamente le reportó el afectuoso apodo de “la pichichi”.

 

LA CONVIVENCIA.

 

           Cerca de las 2 de la tarde, nos aseamos un poco y nos condujeron hasta el amplio comedor donde nos esperaba una larguísima mesa con diversos aperitivos y refrescos que, con todo su cariño, nos habían preparado. Durante la comida tuvimos ocasión de conocernos un poco más, pareciéndome estupenda la gente sentada a mi alrededor: Varias estudiantes de magisterio, el profesor de alguna de ellas, otra estudiante de un ciclo formativo, la monitora de informática del módulo 1 de prisión, y un chico con gafas y pelo largo que al final resultó ser costalero de la Virgen de Gracia de Úbeda, con lo que fue inevitable que mantuviésemos una pequeña conversación cofradiera. Incluso di con gente que había conocido mi caso a través de internet. Entre otros muchos asuntos que tratamos, el chico que era profesor, me comentó lo útil que resultaría una charla de algún recluso del centro penitenciario dirigida a alumnos en edades críticas (15-16 años) sobre los comportamiento y modos de vida con elevado riesgo de acabar en prisión que, según coincidíamos, en la mayoría de los casos suele ser una elección inadecuada de las amistades. Luego resultó que “la Pichichi” y yo teníamos un amigo común que había jugado hace unos años en el C.D. Linares, así que me dijo que iba a llamarlo por teléfono para comentarle que estaba conmigo. Al observar que los fumadores salían al patio para fumar y estábamos quedando poca gente en el salón, salimos fuera también. La Pichichi, que llevaba unos minutos desaparecida, salió al patio reproduciéndome sonriente el brevísimo pero afectuoso comentario sobre mí emitido por nuestro amigo común. Que tenga ese recuerdo de mí, alguien que lleva varios años sin hablar personalmente conmigo, me dio a entender que algo bueno habré tenido que hacer, así que en ese momento la alegría me emocionó ligeramente y creo que ella se dio cuenta de que me quedé sin saber qué decir.

           Javi y yo nos hicimos una foto juntos delante de un colorido graffiti aprovechando que el sacerdote estaba dándole uso a la digital para sacar partido a una tarde tan soleada. Mis padres y yo estuvimos charlando con una chica de Córdoba que estaba con una amiga rubia y con su madre. Mientras nos hacíamos algunas fotos con las tres, les pregunté cómo seguían ese peazo de Estadio del Arcángel, ese puente romano espectacular y esa magnífica Mezquita. Abiertamente orgullosas de su ciudad (sobre todo la madre) ellas me respondieron que todo en Córdoba sigue tan estupendo y tan precioso como siempre. La chica había sido campeona de Córdoba de ajedrez, así que, de haber tenido un tablero, habríamos disputado allí mismo un match Córdoba-Linares aunque les avisé que seguramente me hubiera ganado porque yo no he destacado tanto como ella en ese deporte.

Entonces una chica de Cádiz sacó un cajón para acompañar las palmas de varias sevillanas y diversos cánticos de carácter andaluz, dándose paso posteriormente a una serie de juegos en los que el cura llevó la voz cantante.

 

REFLEXIÓN COLECTIVA ANTES DE LA DESPEDIDA.

 

           Después acudimos a la Capilla de los Porches para una pequeña reflexión colectiva, desde el punto de vista cristiano, acerca de la experiencia vivida durante toda la jornada. Antes de que comenzara el acto, una chica con gafas, al verme con el chándal del C. D. Linares me preguntó si era seguidor del equipo. Disipé todas sus dudas cuando le enseñé la camiseta azulilla que llevaba debajo y saqué de mi cartera los regalos que la peña linarense Valgas Fresa me entregó durante el permiso de Navidad: El carné de simpatizante del club y el carné de miembro de una peña. Entonces la chica admitió conocer la trayectoria reciente del Linares, pues era aficionada al Baeza que milita en la misma categoría, comenzando así una pequeña charla futbolística en la que analizamos las altas posibilidades de ascenso a Tercera División de nuestros equipos, pues el Linares era líder en aquel momento, seguido por el Baeza y el Iliturgi.

           Dos jóvenes voluntarios de SAFA ejercieron de maestros de ceremonias, leyendo en voz alta un texto acerca del simbolismo de la sal y la luz. Entre otras reflexiones en voz alta, concluimos que la luz simbolizaba la actitud positiva de nuestro espíritu ante la vida, siempre que estuviese dispuesto a ayudar (iluminar el camino) del prójimo. Tras un pequeño debate en el que, al encontrarnos un poco cortados los visitantes, intervinieron mayormente los voluntarios y las voluntarias, pasamos al turno de peticiones, deseos y agradecimientos, antes de despedirnos. Durante algunas intervenciones que expresaban los sentimientos de mutua gratitud que habían experimentado a lo largo del día, florecieron multitud de emociones prácticamente incontenibles. En la mía, pedí muy brevemente que nunca dejen de existir almas de luz como las de aquellos voluntarios que nos habían recibido con los brazos abiertos porque, mientras exista ese tipo de almas, siempre habrá un consuelo para gente que padece situaciones de marginación, de injusticia y de exclusión social. Y después expresé públicamente agradecimiento a mis padres por la sorpresa que me habían dado al presentarse allí aquella mañana sin haberme avisado. Cuando cada uno de los presentes expresó lo que quiso, la gaditana volvió a sacar el cajón y, mientras nos fotografiábamos de dos en dos delante de una imagen de María Auxiliadora, empezamos a palmear algunas canciones que reprodujeron en un portátil, como “It’s time to change” o las sevillanas de “Algo se muere en el alma, cuando un amigo se va”, comenzando así

los abrazos de una emotiva despedida con la que algunas lágrimas brotaron. Aquellos y aquellas fuera de serie nos acompañaron hasta la misma puerta de SAFA insistiendo en que más que un “adiós” era un hasta luego, pues aún tienen que visitarnos en abril en el Centro Penitenciario para disputar el partido de vuelta y, más adelante, tienen previsto acompañarnos en una excursión.

           Durante el camino de vuelta, Javi y yo aún no dábamos crédito por esa forma de entregarse a nosotros con tanta sensibilidad por parte de chicos y chicas que no nos conocían de nada y que aquel mismo sábado podían haber hecho otras mil cosas diferentes con sus familias o con sus amigos.

           Ingresando de nuevo al módulo 3, hasta los funcionarios que nos habían visto salir por la mañana, notaron que volvíamos con mejor cara.   Cuando entre dos colectivos de jóvenes que previamente no se conocían aparecen de forma espontánea sentimientos como la amistad, el compañerismo, la solidaridad, y la generosidad, el transcurso de las horas origina un torrente indescriptible de emociones como el que varios internos experimentamos durante aquellas horas que nos resultaron cortísimas.

           A pesar de que los voluntarios de SAFA los llevaban escritos con pegatinas, he olvidado varios nombres, pues fue demasiada gente en un solo día y yo soy un desastre para los nombres, así que he preferido no poner ninguno antes de omitir algunos. Pero que sepáis que sois cracks y que, a pesar del poco tiempo que ha pasado, ya se os echa mucho de menos y se desea que nos devolváis la visita.

Miguel Ángel García Moreno.

 

Israel: Otro infierno feminista, como el español

 

In Casos sangrantes, Corrupcion feminazi, Denuncias falsas, Discriminacion sexista, Estadistica (datos estadisticos), Hombres maltratados, Ideologia feminazi de genero, Legislacion on 17 agosto, 2016 at 14:22

La patria judía por excelencia se ha convertido en un auténtico infierno donde el uso y abuso de la detención preventiva en cualquier asunto en que se halle inmersa una mujer ya resulta paranoico, merced a unos legisladores cobardes e inútiles.

Se han dejado llevar por las presiones de los lobbies feminazis y el resultado es una criminalización y discriminación del hombre en todos órdenes. Y como en España, también los fiscales tienen dada la orden de no perseguir las denuncias falsas. Cualquier hombre puede ser puesto preso durante años por la primera mujer que se cruce en su camino.

La palabra, el solo testimonio de la mujer, basta para que un hombre sea arrestado y luego condenado sin más pruebas.

Consecuencia de todo ello es el pánico y terror de cualquier hombre a mantener la más mínima relación con mujeres israelitas, so pena a ser expuesto a verse enfrentado a una denuncia falsa y a un mínimo de 8 años de prisión.

Un auténtico infierno que ha llevado a miles de israelitas a abandonar el país o a buscar pareja en otras latitudes.

El vídeo no tiene desperdicio, y se asemeja totalmente a la situación que se vive en España gracias a las canallescas y discriminadoras leyes de género feminazi de Zapatero que la canalla pepera no ha dudado en fomentar. Los israelitas, como los españoles, son simples cobayas humanas de la ingeniería social de género en su experimento por cercenar derechos básicos y elementales de los hombres e instaurar una dictadura de género que actúa sin la careta y con todos los tintes de los estados policíacos totalitarios.

“Señora, le tengo miedo” (‘Cherchez la femme’ – Documental de RT)

 

Carta XV de M.A.G des prisión (08/01/2011)

 

INCOMUNICADOS EN EL MÓDULO 3

DESDE LA PRISIÓN DE JAÉN.  Debido a nuestro desproporcionadamente estricto régimen de comunicaciones con el exterior, el servicio telefónico supone la única vía de la que los internos disponemos para hablar de una forma inmediata y urgente con nuestra familia. Disponemos de dos llamadas diarias (de tan sólo cinco minutos cada una) con un máximo semanal de diez llamadas. Del cálculo se deduce que inevitablemente debemos racionarlas si queremos llegar al domingo, pues si llamamos dos veces al día habremos agotado nuestro cupo el viernes. Si nuestro NIS (número de preso) es impar sólo podemos utilizar la cabina exterior (en el patio) y si nuestro NIS es par sólo podemos utilizar la interior (en la galería) no pudiendo elegir entre una u otra, ya que es imprescindible teclear el mencionado número como clave de acceso. Los que tenemos asignada la exterior venimos sufriendo desde hace meses una incidencia que innecesariamente eleva hasta el límite nuestro grado de frustración, ofuscación e irritabilidad. Y es que raro es el día en el que a diferentes horas no padecemos la incidencia de llamada que sencillamente se cortan a los pocos segundos de iniciarse. Cuando, a través del Sr. Educador, retransmitimos nuestras quejas al Sr. Director, suelen acudir los técnicos de mantenimiento de la compañía telefónica, achacando las incidencias al calor, a la lluvia o a la antigüedad de los aparatos. Efectúan la reparación correspondiente y a los pocos días regresa la misma avería. Por todo esto, me pongo en contacto con DIARIO JAÉN y con la webhttp://justiciaparamag.jimdo.com con la esperanza de que ambos medios de comunicación se hagan eco de la calamitosa situación expuesta. No es difícil comprender que tan ínfimas conversaciones son vitales para nosotros, sobre todo porque siempre necesitamos transmitir o conocer los problemas propios de nuestra situación.

 

Miguel Ángel García Moreno.

 

Carrasco “Hay fiscalías que ordenan no actuar contra las mujeres que presentan denuncias falsas”

 

La presidenta de la Asociación de Víctimas de la Ley de Violencia de Género relata a Actuall como muchas mujeres asesoradas por abogadas feministas realizan denuncias instrumentales para evitar la custodia compartida o quedarse con los bienes de su cónyuge.

10

La llamada “violencia de género” se ha convertido para unos pocos en un negocio que mueve 24.000 millones de euros de los fondos europeos. Actuall informa que son cuatro asociaciones feministas vinculadas al PSOE las que acaparan todas las líneas de trabajo del Plan estratégico contra la violencia contra la mujer.

Y todo ello cuando más del 87% de las denuncias por violencia de género acaban en nada.Tan sólo el 12,3% de ellas

Esto es lo que denuncia la presidenta de la Asociación de Víctimas de la Ley de Violencia de Género (Genmad), Antonia Carrasco. En una entrevista para Actuall, recuerda las miles de denuncias instrumentales que se producen en este ámbito. “Funcionan muy bien por ejemplo para que la mujer consiga la custodia de los niños, quedarse con la casa mientras el señor está detenido, porque se detiene en el 99% de los casos haya riesgo o no”, afirma Carrasco. Además, añade que en el momento de la detención “la mujer actúa con el vaciado de las cuentas y se queda con las cosas de valor para dejar descapitalizado a su cónyuge”.

En su opinión, el altísimo porcentaje de denuncias falsas “es un claro síntoma de la que la ley no funciona”. Preguntada por qué no se investigan, la presidenta de esta asociación asegura: “Nosotros off the record  tenemos constancia de que hay instrucciones en ciertas fiscalías territoriales donde dan órdenes de que no se actúe contra las mujeres que presentan denuncias falsas”.

que se presentaron entre 2004 y 2015 se han resuelto con una condena.  Sin embargo, ni el Gobierno del PP ni por supuesto el anterior del PSOE han hecho nada para investigar este escándalo.

Antonia Carrasco pone como ejemplo algunos casos que han llegado a su asociación: mujeres que acudieron a bufetes de abogadas feministas y que lo que era un mero conflicto en una situación de divorcio finalmente fueron convencidas por las letradas de que era una cuestión de violencia de género. Recomendadas por ellas presentaron una denuncia por violencia de género que después fue archivada por falta de pruebas.

“Una mujer empieza a cobrar ayudas como la Renta Activa de Inserción simplemente porque le han dado un certificado de que es maltratada sin pasar previamente por el Juzgado”

Y es que aquí es donde la presidenta de Genmad hace otra crítica al sistema judicial. “Hay una cosa que se está haciendo mal en los juzgados y está en el demostrar que la violencia en una pareja es específica de género, de sometimiento”, afirma.

Sobre el negocio que hay montado alrededor de la violencia de género, Carrasco habla del enorme “interés” que hay para distintos colectivos. Denuncia especialmente lo que ocurre en el sur de España. Allí, relata, “una mujer empieza a cobrar ayudas como la Renta Activa de Inserción simplemente porque le han dado un certificado de que es una mujer maltratada sin pasar previamente por el Juzgado”.

“Hay sobreseimientos que no tenían que haber acabado como tal y otros que tenían que haber terminado en deducción de testimonio a esa persona que ha puesto la denuncia falsa.Haber entrado como víctima y salir como imputada por utilizar la Justicia y los recursos de los españoles para beneficio propio, para poder conseguir la casa, los niños, la pensión…”, cuenta Carrasco.

Además, explica que estas denuncias falsas se producen sobre todo cuando un padre solicita la custodia compartida. La presidenta de Genmad indica que “muchas mujeres se aprovechan del artículo 92.7 del Código Civil que dice que si hay una denuncia de malos tratos no se procederá a la custodia compartida”.

“Las feministas de ahora han usurpado el nombre del feminismo y lo que están buscando es una situación de hembrismo puro y duro”

Es decir, existen muchos casos que cuando un hombre pide la custodia compartida la mujer pone una denuncia por violencia de género y automáticamente ya no hay lugar legal para este tipo de custodia hasta que no se haya resuelto la demanda, lo que puede tardar años.

Sobre las feministas radicales y su oposición a la custodia compartida, Carrasco afirma que“han usurpado el nombre del feminismo y lo que están buscando es una situación de hembrismo puro y duro. Hembrismo es igual a machismo y estas mujeres quieren que el poder lo tengan las mujeres”.

 

Carta XIV de M.A.G. desde prisión (04/01/2011)

 

EL PRIMER AGRADECIMIENTO DEL 2011

DESDE EL MÓDULO TRES DE LA PRISIÓN DE JAÉN. Reencontrarme con los seres queridos después de año y medio sin verlos es el mejor regalo de cumpleaños que uno puede recibir y la mejor forma de comenzar el año. Por eso quiero dedicar esta XIV carta desde prisión a todos los que me habéis arropado durante esos cuatro días de permiso que, para evitar nuevas denuncias falsas, decidí convertir en un arresto domiciliario durante el que mi madre (GRACIAS), mi padre (GRACIAS) y Olatz (MILA ESKER) se han volcado conmigo en todo tipo de atenciones.

            Además, tuve oportunidad de recibir a través del teléfono las muestras de apoyo de quienes no os encontrábais en Linares: Jesús de Sevilla; Carlos de Badajoz; Flor de Madrid; Miguel Ángel que se encontraba de vacaciones en Tenerife; Antonio y su madre Encarni; Diego y su padre Ramón de Andujar; y Edu. GRACIAS.

            Desde la mañana del 31 de diciembre el salón de mi casa registró la mayor actividad que recuerdo en los 25 años que llevo viviendo allí: Rabel, Antonio Zapata y las niñas; Andrés; Inma Y Antonio; Chino; David; Lucas; Paco; Cristian; David; Tótem; Pipi y Juani; Manu; Anchoa; Luis; Tony fotos; mi tía Victoria; mis tíos Cati y Juanjo; y mi tío Ángel. GRACIAS.

 

Miguel Ángel García Moreno

 

 

 

El silencio de los corderos

En esta semana a través de redes sociales, algún medio local y este periódico digital XYZ , se ha dado a conocer el que consideró puede ser uno de los asesinatos más espeluznantes, truculentos y con mayor dosis de ensañamiento cometido en España en los últimos años. El  periódico de sucesos el Caso hubiera abierto con la noticia en portada sin ningún género de dudas. Pero no,  la noticia ha pasado desapercibida, nadie se ha percatado de que una mujer rusa haya acabado con la vida de su marido, alemán, enfermo, minusválido y que apenas tenía capacidad  para hablar y pedir socorro.

 La mujer le drogó, amputó los brazos, desolló y dio de comer sus restos a unos canes. Ese hombre ya había tenido ocasión de pedir ayuda, de exponer el drama que están padeciendo, el miedo de convivir con una mujer violenta que le venía maltratando. Pero no, él, por ser hombre, no tiene derecho a pedir auxilio y asesoramiento en el 016. Ni él, ni ningún otro hombre o mujer que no sea para denunciar a su marido, pareja o ex pareja de sexo varón. El suceso no se ha dado ni a conocer en la crónica negra de sucesos, pues la dictadura de pensamiento impone el axioma, incuestionable, de que sólo existe, solo se ha de perseguir y solo se han de proteger a las víctimas de violencia en el ámbito familiar cuando la denunciante sea una mujer y el denunciado su pareja o ex pareja de sexo varón.  Si no, a la víctima, que le vayan dando, como ocurrió con la mujer recientemente violada y asesinada en el parque María Luisa de Sevilla.

Una prueba más del grado de inmoralidad, cinismo y control informativo que existe en este país , en el que creemos que rigen principios democráticos, y entre ellos el de libertad de pensamiento e independencia de los medios de comunicación. Sólo unos pocos nos atrevemos a alzar la voz contra esa injusticia, aunque ello nos valga recibir represalias crueles del sistema corrupto. Mas la limpieza de conciencia nos ha de hacer seguir  manifestando la repulsa por igual contra execrables actos violentos, tanto cuando van dirigidos contra mujeres, como el reciente ocurrido en Almería  en el que una mujer ha resultado con quemaduras en el 80% de su cuerpo, como cuando la víctima es  otra, considerada de segunda  categoría. El caso de Almería ha sido dado a conocer en radio, prensa y televisión… Todos concienciados con la lacra de la violencia de género. Pero del asesinato horrible, dantesco del hombre ocurrido en Baleares no se ha enterado casi nadie.

 Como en este caso el hombre estaba enfermo y no podía defenderese, no se dirá que ella le mató y descuartizó  en defensa propia, no, se dirá que la mujer sufría algún trastorno psicopático y que los perros tenían hambre, y santas pascuas. Y yo me pregunto, que hubiera sucedido si un psicópata asesino le hubiera hecho eso a su mujer enferma y minusválida, que además antes hubiera solicitado ayuda policial y judicial? La respuesta es muy sencilla,  se hubiera pedido la cabeza de los responsables policiales y del juez que no hubiera acordado una medida de alejamiento, la noticia habría sido portada de noticiarios de radio, televisión y de periódicos, habría habido minutos de silencio y manifestaciones masivas pidiendo más represión contra los acusados de maltrato, más fondos públicos contra esa lacra y reformas legislativas para condenar sin juicio y  a cadena perpetua a cualquier denunciado por violencia de género.

Pero no , ni la asesinada del parque ni este hombre han merecido ni siquiera respeto informativo. Sus crímenes no interesan a la industria que está implantando una ingeniería social larvada,  y  en lo que no interesa, sencillamente se oculta y relega. Un ciudadano alemán, cuyo pecado fue nacer con atributos masculinos, salvajemente despellejado al más puro estilo Hannibal Lecter en el Silencio de los Corderos. Todo ocurrido en una España de la Omertá, de la degradación informativa, en una  España convertida en el gris escenario del silencio de los borregos.

Francisco Serrano